miércoles, febrero 24, 2010



[[[Tu me miras verde en tu aura resplandeciente

tu me miras absorto
tu me miras y yo muero
desfallezo lento
en tu estancia, en tu manifiesto
en tu angustia, muero
en tu fria soledad, en tu congelado corazon
muero en el imaginario espacio que ocupa ella en tu cama
y sigo desfalleciendo, en tu espalda, en la cornisa de tu quijada,
detras de tu oreja, en el aroma encerrado en tu barba
aprisionada en tu pelo, embelesada en tus besos
y sigo cayendo profundo
en tu piel blanca, tus pies marchitos
tus manos blancas
iluminando un sitial leve
casi perpetuo, clarividente
doloroso y constante tus manos aprietan mi cuello
y me miras, me miras verde y blanco
me miras tenue y blanquecino, al alba
en mi pacifica llegada, me miras al anochecer
y en el ocaso oculto y muestro la coraza...
tus pies blancos inusitando un colapso, cerca de mi
apuntando al norte
llendo hacia abajo y arriba, cayendo despacio
sin temer sin fraguar
llorando despacio... sin pensar, solo sintiendo
en mi tu placer, y en ti mi pesar
porque mas que nada en tu clara algarabía
sitúo el verde deseo en mí albergado
acosado y termulo... instantaneo y temeroso...
quisiera morir en tu aliento profundo
en tus manos blancas, en tus huesos firmes
porque me suicido cada vez en tu tosudez
en tus espacio seco... en tu negatividad a quererme
me autoaniquilo buscandote, hallandote
entre el cielo blanco... entre tu olor estacionado
en mis fosas nasales, atrapado
no te suelto y muero
casi por inercia, desfallezco en tus abrazos y de mi conciencia
escapan imagenes de nosotros juntos
de un futuro incierto
de tí, enamorado de otra y yo
muerta.]]]

4 comentarios:

sergiozapata dijo...

muy desgarrador, lo siento como si fuese un viento que entra por mi ventana...

Kartak dijo...

Proyecto de un beso (extracto)

...te mataré mañana cuando la luna salga
te mataré mañana y amaré tu fantasma
y correré a tu tumba las noches en que ardan
de nuevo en ese falo tembloroso que tengo
los ensueños del sexo, los misterios del semen
y será así tu lápida para mí el primer lecho
para soñar con dioses, y árboles, y madres
para jugar también con los dados de noche
te mataré mañana cuando la luna salga
y el primer somormujo me diga su palabra.

Leopoldo María Panero "El último hombre" 1984

mauricio dijo...

a ratos me recuerda a silvia plath...me parece que hay ritmo, hay buenas imágenes por ahí....
vamos a la médula..
es el canto de la amante?..me refiero a la hablante lírica del texto...el color blanco me suena reconocible, el blanco de las manos..en contra posición al moreno de la manos...luego hay un grito de rabia y desesperación: aún sigues con ella...uno puede hacer ese tipo de lecturas incluso encontrando el poema en una biblioteca o en el escaño de un parque...

no pondré nota, no haré un juicio final, sólo esbozo los elementos
un abrazo marie

Kartak dijo...

espero que todo esté bien por allá. Te mando un abrazo. Si se puede ayudar de alguna manera, cuenta conmigo.

C.